Fe Diaria: Todo tiene su tiempo

Todo tiene su tiempo, y todo lo que se quiere debajo del cielo tiene su hora. (Eclesiastés 3:1)

Señor, en este mundo tan acelerado y apresurado, dame la tranquilidad para descansar en Ti y saber que tienes en control el tiempo en que darme todo aquello que requiero y realmente necesito para continuar acercándome a Tu voluntad. Concédeme Padre la sabiduría para aprender de cada reto que enfrente y la esperanza y la fe para confiar en el futuro que me has preparado.